EL MANTRA DEL MINTRA

 

Por Aníbal Quiroga León

Jurista. Profesor Principal PUCP

No ha dejado de ser enternecedor ver y oír cómo en su primera presentación en sociedad, el flamante y muy joven Ministro de Trabajo y Promoción del Empleo, con solo 32 años, tomó la palabra y, delante del Presidente de la República y del Consejo de Ministros, se dirigió a todo el país con la voz más grave con la que pudo hacerse escuchar.  Minutos después en que el Presidente promulgara nada menos que la modificación de la Ley Orgánica del TC, en que se estatuye un férreo concurso público abierto y supervisado por varios entes, con la más rigurosa meritocracia, la cartera del MINTRA, uno de los ministerios más sensibles en tiempos de normalidad, mucho más en la hora actual de crisis económica y desempleo como consecuencia de la pandemia, se haya concedido a un joven sin experiencia ni meritocracia digna de exhibir, y se haya reconvertido en una suerte de SECIGRA o de práctica profesional para “ganar experiencia”, para que con ensayo/error, como el tío dijo con gran sabiduría al sobrino, aprendiese ya que “en política el golpe enseña”, de modo que cuando más novato y menos experimentado seas, pequeño saltamontes, más golpes y más enseñanzas tendrás.

Es decir, ahora ser MINTRA es un puesto para aprender, para continuar la práctica profesional en la administración pública, para acumular experiencia a costa del erario público y la expectativa nacional. Vaya, vaya, vaya. Cosas veredes, amigo Sancho…

Pero una de las primeras cosas que debería aprender un novel MINTRA es a no faltar groseramente a la verdad. ¿Tanto esperó mudo desde su nombramiento para decir eso?  ¿Eso es lo primero que aprendió? Dijo, sin empacho, sin que se le arrugara un ápice  la mascarilla, que ofrecía a la Nación sus diez añitos de experiencia profesional en la actividad privada para el servicio público al que había sido convocado (sin el mérito alguno, racionalmente hablando). Pero, si se graduó en el 2011 en la Facultad de Derecho de la Universidad de Lima a los 23 años, e hizo una maestría en España (unos 2 años) tiempo en el cual no pudo ejercer, ¿Cómo, por ventura del Señor, pudo haber completado 10 años de experiencia profesional al 2020? Aritmética simple, Sancho.  Pareció una falsa ucronía. Por eso, bien merecida la caricatura política de A. Edery, en EC, o que el gran Manolo Rojas haya inaugurado un nuevo personaje para “Los Chistosos” con el MINTRA. Sin duda, tendrá mucho material para sus libretos. Y es que para mentir y comer pescado…

Como ya se dijo, grave error político de este Gabinete -y de sus autores- y por ahí le darán en su línea de flotación. Corta vida le auspiciamos. Apenas esto cueste -ya sabemos a quién- algunos puntitos en las encuestas, lo desembarcaran para que prosiga su experiencia profesional en mejores lares pero sin costo al fisco.  Lástima que se experimente y se juegue malamente con un sector social (el trabajador, el empleo y su promoción en la empresa) tan trascedente para la recuperación económica, revaloración en nuestra sociedad y para el propio país. Una gran falta de respeto y de consideración con el gremio laboral y el gremio empresarial. Como reza un antiguo proverbio griego, atribuido tanto a Eurípides como a Sófocles: Los dioses siempre ciegan a quienes quieren ver perder. Una pena.

 

 

 

 

 

One thought on “EL MANTRA DEL MINTRA

  • 27 Julio 2020 at 7:24 PM
    Permalink

    Absolutamente cierto Dr. Quiroga, sin embargo el Gobierno se hace de los oídos sordos, pareciera que esta designación tiene como misión la cortina de humo, Vizcarra no escarmienta, no conoce al parecer profesionales capaces o no le conviene?

    Reply

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *