IVAN DUQUE AFIRMA QUE ES DEBER MORAL DENUNCIAR A MADURO

El jefe de Estado colombiano criticó además el llamado “socialismo del siglo XXI”, así como a Venezuela por “apropiarse” de la figura de Simón Bolívar.

Foto de Nicolás Maduro e Iván Duque

“Levantar la voz contra la dictadura de Maduro no es una opción, es un deber moral y nunca lo dejaremos de hacer”,

El presidente de Colombia, Iván Duque, revivió este viernes (03.12.2021) sus críticas al Gobierno de Venezuela en el cierre del XXVII Congreso Bienal de la Asociación Mundial de Juristas (WJA, por sus siglas en inglés) donde afirmó que no cesará de denunciar ante el mundo al régimen de Nicolás Maduro.
“Levantar la voz contra la dictadura de Maduro no es una opción, es un deber moral y nunca lo dejaremos de hacer”, manifestó el presidente ante un auditorio en el que estaban presentes el rey de España, Felipe VI, y el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro.
Al referirse a las penurias diarias de las personas venezolanas, Duque dijo: “No podemos guardar silencio frente a estos hechos” y recordó que él, junto con otros jefes de Estado, denunció “a ese régimen” ante la Corte Penal Internacional (CPI).
Según el mandatario, actitudes como esa son “lo que esperan nuestros pueblos de nosotros; extender una mano amiga a quien quiere tener esperanza es también un imperativo para nosotros”.
El jefe de Estado colombiano criticó además el llamado “socialismo del siglo XXI”, así como a Venezuela por “apropiarse” de la figura de Simón Bolívar.
En su opinión, a la figura del prócer “la han tratado de desfigurar, manosear y manipular para ponerla al servicio de las dictaduras” y añadió: “Bolívar no les pertenece a aquellos que están sometiendo al pueblo, Bolívar le pertenece a la democracia”.

Fotos: Éxodo masivo de venezolanos en América Latina | Internacional | EL PAÍS

Ellos huyen con frío en los huesos, con la desolación de la ignominia de un régimen que acabó por completo con este país,

Duque -quien recibió en nombre de Colombia el Premio Mundial a la Paz y la Libertad, otorgado por la WJA- se refirió también a la alta migración de personas venezolanas a Colombia, país que ha dado “cabida a más de 1,8 millones de migrantes con un Estatuto de Protección Temporal”.
“Ellos huyen con frío en los huesos, con la desolación de la ignominia de un régimen que acabó por completo con este país, con la independencia de poderes, con la libertad de prensa y con las libertades económicas”, agregó el gobernante.
Igualmente se refirió a los esfuerzos para atender esa alta migración a pesar de las limitaciones y señaló que, “sin ser una nación de recursos económicos ilimitados, Colombia ha demostrado al mundo que la inmigración con fraternidad es mucho más fuerte y mucho más sólida”.
“En nuestro país, los sentimientos de xenofobia o sencillamente de rechazo, o los que pretenden muchas veces mirar al otro lado, no existen. Colombia hoy ha demostrado al mundo que nuestra democracia en la fraternidad, recogiendo el espíritu de nuestra gran Colombia, también se hace fuerte”, aseguró Duque.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público.