COLOMBIA: LÍDER DE LA FARC ACEPTA QUE VIOLABAN A SECUESTRADAS

Seis años después de firmar la paz, la antigua cúpula rebelde respondió por 21.000 secuestros perpetrados durante seis décadas de guerra, en una emotiva audiencia de tres días.

Reconozco que a pesar de no haber sido una política y una práctica direccionada por el secretariado, hubo hechos de violencia sexual en los secuestros realizados dentro de los ejercicios de control de territorio

Timochenko

Los líderes del último secretariado de la extinta guerrilla de las FARC reconocieron ayer jueves (23.06.2022) ante la Justicia Especial para la Paz (JEP) y familiares de secuestrados crímenes cometidos durante los cautiverios, como violaciones sexuales, trabajos forzados o el mismo asesinato.
“Reconozco que a pesar de no haber sido una política y una práctica direccionada por el secretariado, hubo hechos de violencia sexual en los secuestros realizados dentro de los ejercicios de control de territorio”, aseguró en una declaración leída el último comandante de las FARC, Rodrigo Londoño, antes conocido como Timochenko, en la última audiencia de reconocimiento de la JEP.
Antes de este reconocimiento, los exguerrilleros escucharon un testimonio anónimo de una de sus víctimas, a la que violaron cuando fue secuestrada ante este organismo, creado por el acuerdo de paz para juzgar ad hoc crímenes de lesa humanidad cometidos durante el conflicto colombiano.
“Aún siento ese temor y esa vaina porque siempre recuerdo esa violación. Fueron tres hombres que tuvieron la relación conmigo, mientras los pies y las manos estaban amarradas con un candado”, contó la mujer.
“Venimos a reconocer que esta política que además de haberle quitado la libertad a la gente estuvo acompañada de malos tratos, de acciones degradantes ocurridas en el proceso del cautiverio”, dijo por su parte Pastor Alape, otro de los antiguos altos mandos de las FARC.
En una de las audiencias que la JEP realizó antes de la imputación, otro secuestrado, Alexander García, confesó que había sido sometido a trabajos forzados.
Este reconocimiento se hace en el marco del caso 01, “Toma de rehenes, graves privaciones de la libertad y otros crímenes concurrentes cometidos por las FARC-EP”, que investiga la JEP y del cual fueron víctimas miles de colombianos, entre civiles, policías y militares, por motivos desde políticos hasta económicos.
    

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público.