INVERSIÓN Y EMPLEO ES LA FÓRMULA DE LA MINERÍA

La directora de Desarrollo Comunitario de Southern Copper-México, Irma Potes, destacó en PERUMIN 35 la importancia de esta actividad extractiva para la generación de desarrollo de las comunidades.

Durante el desarrollo de la Conferencia Magistral: Estándares ESG en la Industria Minera, Irma Potes, directora de Desarrollo Comunitario de Southern Copper – Grupo México, destacó que lo mejor que hace la minería es invertir, crear fuentes de trabajo y generar bienestar para todos los actores que convergen en ella, principalmente en las comunidades de sus zonas de influencia.

En esa misma línea, Potes comentó algunas buenas prácticas que desarrolla Southern Copper con sus comunidades. Destacó el desarrollo de un sistema de escucha sistematizado, y que es asesorado por la Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas. Gracias a ello, la empresa puede conocer a través de muchos canales de comunicación y en diversos espacios de tiempo, las necesidades y expectativas de las comunidades.

“Es muy importante tener un correcto diálogo con las comunidades, con el objetivo de crear bienestar en sus vidas. Ante ello, debemos reflexionar sobre el papel de la minería en diversos públicos de interés. No obstante, debemos priorizar la incorporación de las personas pertenecientes a dichas comunidades a que sean parte del ciclo productivo de la industria”, comentó.

“LA MINERÍA GENERA MÁS OPORTUNIDADES DE DESARROLLO”

En ese sentido, la directora de Desarrollo Comunitario enfatizó en la relevancia que tiene la industria para las comunidades, ya que no solo se les debe incorporar, sino también capacitar para hacerlos parte de la operación o proveedoras de estas. La finalidad de estas acciones es que puedan acceder a puestos de trabajo bien remunerados, apalancados en la minería.

“Los mineros tenemos un compromiso y es crear fuentes de trabajo para poder generar mayores oportunidades de desarrollo. Al crear empleo, se mejora el nivel educativo de las regiones en las que existen operaciones”, agregó Potes.

Asimismo, detalló que la minería es finita, por ello, se debe pensar en cómo convertir a las personas de las comunidades en especialistas en diversas actividades económicas que conviven con la industria como el turismo, agricultura, ganadería, entre otras, para que puedan coexistir y florecer a la par con el sector minero.

IMPACTO POSITIVO EN ZONAS DE INFLUENCIA MINERA

“Sabemos que cuando hay desarrollo en conjunto, las regiones crecen en sectores claves. Los índices de desarrollo humano más altos en el país se encuentran en regiones en las que opera la minería. Solo como ejemplo, las regiones de Moquegua y Tacna, junto con Lima, son las que ocupan los primeros lugares en este índice, por lo que nos llena orgullo decir que la minería es parte de ella” finalizó la directora de Desarrollo Comunitario de SPCC.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *