BOLIVIA PIERDE US$ 8 MILLONES POR CIERRE DE FRONTERA CON PERÚ

El presidente de la Cámara Nacional de Comercio, Gustavo Jáuregui, alerta que por Desaguadero  fluye el 12% de las exportaciones de su país y el el 10% de sus importaciones. Pide activar el Comité de Facilitación para paliar el impacto de la crisis

 

Sabemos que no están dejando pasar, ni de entrada, ni de salida, toda la mercadería, lo cual hemos estimado que la afectación diaria al comercio exterior boliviano estaría rondando los 8 millones de dólares,

 

Ante la pérdida diaria de US$ 8 millones en el comercio exterior boliviano por el cierre de fronteras en Perú, la Cámara Nacional de Comercio (CNC) envió una misiva a la Cancillería para activar el Comité Nacional de Facilitación del Comercio y minimizar los impactos que tiene la medida asumida por el vecino país.
La información fue proporcionada por el gerente General de la Cámara Nacional de Comercio (CNC), Gustavo Jáuregui, quien señaló en entrevista a Brújula Digital, que ante la actual coyuntura sobre la cual el país no puede tomar decisiones, se determinó asumir acciones que ayuden a paliar los impactos negativos de la conflictividad que atraviesa Perú.
“Estamos enviando una misiva a la Cancillería para que a través del Viceministerio de Comercio Exterior e Integración se active y se dé dinamismo al Comité Nacional de Facilitación del Comercio, que es la instancia donde confluyen los operadores de la cadena de comercio exterior, llámese Aduana, ASP-B, los despachantes aduaneros, los importadores, industriales, comerciales”, explicó.
Jáuregui señaló que se debe reconocer que el comercio exterior boliviano se vio complicado, tanto por problemáticas internas, como externas, lo cual es muy lamentable, ya que Bolivia estaría perdiendo la oportunidad de poder mejorar sus indicadores de comercio exterior bajo un contexto mundial y regional favorable de precios altos de materias primas.
“Sabemos que no están dejando pasar, ni de entrada, ni de salida, toda la mercadería, lo cual hemos estimado que la afectación diaria al comercio exterior boliviano estaría rondando los 8 millones de dólares, tanto en exportación, como también importación”, señaló a este medio.
El experto en comercio exterior dijo que no se debe olvidar que lo que fluye por Desaguadero representa el 12% de las exportaciones nacionales y el 10% de importaciones, según nota de El Diario, decano de la prensa nacional de Bolivia .
“¿Qué es lo que exportamos más por Desaguadero?, es una vía de salida hacia los puertos de Matarani que tiene mayor flujo porque es un puerto granelero, es por donde sale gran parte de nuestras exportaciones de la industria manufacturera equivalente al 51% de nuestras exportaciones sobre todo soya, la torta de soya como el aceite de soya, y algo también por ILo hacia Colombia, , que es el destino más importante para esas exportaciones”, explicó.
Pero paralelamente, advirtió que las importaciones se están viendo afectadas, sobre todo de combustibles, como la gasolina y el diésel que podría generar, si persiste, algo de desabastecimiento en el mercado interno.
“Como lo dijeron muchos organismos internacionales y como se ha ido viendo, las exportaciones de América Latina y El Caribe se han visto beneficiadas por varios factores, no solo el año pasado, sino también el 2021, por ese efecto rebote de la economía para que crezcan en gran magnitud, lo cual ha disminuido esa proyección para el 2022”, indicó.
En valor de exportaciones dijo que América Latina y El Caribe el 2022 creció en 18.8%, menos que el que creció el 2021 que estuvo en el orden del 28%, lo que muestra una desaceleración o recesión mundial.
La crisis política y social que se desató en Perú se originó en diciembre del año pasado, luego de que Pedro Castillo fuera destituido por el Congreso de ese país, tras haber intentado cerrar el Legislativo por decreto y anunciar un Gobierno de excepción, que derivó en su posterior detención y la asunción de Dina Boluarte como presidenta de transición hasta que se llame a elecciones. La situación lejos de solucionarse se agravó con la muerte de al menos 50 personas, la mayoría  civiles, en actos de represión policial.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *